4 PASOS PARA RESOLVER CONFLICTOS

“Si traes tu ofrenda al altar, y allí te acuerdas de que tu hermano tiene algo contra ti…anda, reconcíliate primero con tu hermano, y entonces ven y presenta tu ofrenda” Mateo 5:23-24

¡Un conflicto saludable es bueno! Aclara los malentendidos y ayuda a todos a lidiar con los sentimientos negativos de una manera positiva. Desafortunadamente, muchos de nosotros pasamos por la vida tratando de evitar conflictos porque no sabemos qué hacer con ellos.

A menudo, no estamos preparados para enfrentar conflictos porque nuestros padres no fueron buenos modelos a seguir o nadie nos enseñó habilidades saludables para resolverlos. En Nehemías 5 leemos que los israelitas enfrentaron un gran conflicto y como lo resolvieron.

No ignores el conflicto: Nehemías no ignoró el problema y no lo dejó pasar así nomas. En Nehemías 5:6 dice “Cuando oí sus quejas me enojé muchísimo”. En el momento en que sientas que hay un problema en tu relación, toma el primer paso para corregirlo, tómalo en serio. Barrerlo bajo la alfombra no soluciona nada.

Escucha y piensa antes de hablar: Antes de decidir cómo resolver un conflicto, asegúrate de escuchar atentamente lo que dice cada parte. Luego piensa y ora al respecto. Si no lo haces te meterás en muchos problemas. En Nehemías 5:7 dice: “Después de pensarlo bien”. Nehemías se detuvo, se quedó a solas con Dios y pensó en lo que iba a hacer antes de hablar.

Corrige a la persona en privado: Ve directamente a la fuente del conflicto. No hables con cinco o seis personas diferentes para que todos estén de tu lado. En Nehemías 5:7 dice: “Reprendí a los nobles y gobernantes”. Y en Mateo 18:15 dice “Si un creyente peca contra ti, háblale en privado y hazle ver su falta”. Los conflictos rara vez se resuelven a través de mensajes de texto, sino cara a cara en privado.

Pide ayuda a la comunidad: Si el conflicto no se resuelve en privado llama a la comunidad. En Nehemías 5:7 dice “Entonces convoqué a una reunión pública para tratar el problema”. Y en Mateo 18:17 dice “Si aun así la persona se niega a escuchar, lleva el caso ante la iglesia”. La comunidad está allí para velar por la resolución.

CONCEPTO IMPORTANTE

No podemos dejar los conflictos sin resolver pues nos arruinarán la vida. De hecho, Dios no aceptará tu ofrenda si hay conflictos de por medio. Por ello deja todo lo que haces y busca resolverlos inmediatamente.

Cuando tienes un conflicto, tú y la otra persona deben abordarlo en privado. No es necesario que lo hables con otras 30 personas y digas “Tengo una petición de oración…” y buscar manipular la situación.

En Proverbios 18:13 dice “Es necio y vergonzoso responder antes de escuchar”. Deja que la otra persona hable primero mientras escuchas con el corazón, los ojos y los oídos, sin ponerte a la defensiva.

Si no logras resolver el conflicto permite que la comunidad de fe pueda ser participe y de esta manera permitir que el amor de Dios pueda sanar los corazones.

MOTIVO DE ORACION

Señor Jesus hoy vengo delante de ti para pedirte que puedas ayudarme a resolver mis conflictos. Perdóname por no tomarlo en serio y dame sabiduría y amor para enfrentar la situación.

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.