QUE NO HACER CON EL DINERO

QUE NO HACER CON EL DINERO

“No acumulen para sí tesoros en la tierra, donde la polilla y el óxido destruyen, y donde los ladrones se meten a robar” Mateo 6:19

El dinero es una de nuestras mayores preocupaciones. Es la causa número uno de divorcios y de estrés. Sin embargo, el dinero en si no es ni malo ni bueno, simplemente es una herramienta para lograr propósitos.

Muchos no son buenos administradores de su dinero. De hecho, viven del día a día o más allá de sus posibilidades. La Biblia esta llena de principios de que y que no hacer con el dinero. He aquí cuatro cosas que no debemos hacer con el dinero.

No lo desperdicies: Si ando por ahí diciendo que el dinero es mío, si quiero desperdiciarlo, ¿a quién le importa? En Juan 6:12 dice “Una vez que quedaron satisfechos, Jesús les dijo a sus discípulos: «Ahora junten lo que sobró, para que no se desperdicie nada»” Dios da en abundancia, pero es sumamente cuidadoso para que no se desperdicie nada.

No lo ames ni le sirvas: ¿Alguna vez ha intentado trabajar para dos jefes? ¿Como te fue en esa experiencia? No muy buena me imagino. En Lucas 16:13 dice “Nadie puede servir a dos amos. Será leal a uno y despreciará al otro. No se puede servir a Dios y estar esclavizado al dinero”. No puedo decir, mi objetivo número uno en la vida es amar a Dios. Y también decir mi objetivo número uno es ganar mucho dinero.

No deposites tu confianza en el: No confíes en el dinero para tu seguridad, hoy lo tienes y mañana lo puedes perder todo. En Proverbios 23:5 dice “Las riquezas desaparecen en un abrir y cerrar de ojos, porque les saldrán alas y se irán volando como las águilas”. Dime si esto no es cierto, especialmente a fin de mes porque no sabes que paso con tus ganancias.

No esperes que te satisfaga: Si crees que tener más te hará más feliz o más seguro, estás terriblemente equivocado. El dinero no satisface. En Eclesiastés 5:10 dice “Los que aman el dinero nunca tendrán suficiente. ¡Qué absurdo es pensar que las riquezas traen verdadera felicidad!” Cuanto más tienes, más quieres. Nunca te darás por satisfecho.

CONCEPTO IMPORTANTE

Lo que Dios dice acerca del dinero es probablemente lo contrario de todo lo que te han enseñado sobre el dinero en el mercado laboral. La Biblia dice que no desperdicies el dinero que Dios te permite tener. Igualmente dice que no pongamos nuestra confianza en él.

El meollo del problema del dinero es un problema del corazón y Dios quiere que tu corazón este centrado en El. Tienes que elegir lo que será el número uno en tu vida. No puedes tener dos cosas número uno en tu vida. Es el dinero o es Dios.

Sabes, tu autoestima no tiene conexión con tu patrimonio. Tus objetos de valor no determinan el valor de tu vida. Así que no creas que, porque tienes mucho, vales mucho o si tienes poco vales poco. Tú vales mucho simplemente porque Jesús murió por ti.

MOTIVO DE ORACION

Señor Jesús hoy vengo delante de ti para pedirte perdón por haberme concentrado tanto en el tema del dinero. Perdóname por haber puesto mi confianza en mis recursos. Hoy reafirmo que tu eres el numero en mi vida y renuncio y te ruego que me ayudes a administrar bien el dinero.

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *